La habilitación del nuevo espacio involucró una inversión cercana a los 60 millones de pesos, considerando, entre otras cosas, una amplia sala de reuniones, oficina de administración, baños, cocina y una acogedora terraza de aproximadamente 50 metros cuadrados.

Tras largos años de espera, un ansiado sueño para la comunidad de Piñiquihue, en la comuna de Quilaco, se vio materializada cuando diversas autoridades encabezadas por el alcalde Fredy Barrueto y concejales, inauguraron y entregaron a la comunidad la nueva sede social del sector, importante infraestructura comunitaria que oficialmente queda en manos de vecinos, vecinas y de las organizaciones sociales y funcionales de esta bella localidad, gracias a la postulación del proyecto efectuada por la Municipalidad de Quilaco y al financiamiento del Gobierno Regional del Bío Bío, con una inversión total cercana a los 60 millones de pesos.

Transcendental obra destinada a ser utilizada por toda una comunidad que no escondió su alegría de contar, de ahora más, con este nuevo espacio totalmente habilitado para llevar a cabo de manera óptima sus importantes funciones sociales. Así lo refrendó la presidenta de la junta de vecinos de Piñiquihue, Carolina Ortiz, quien en nombre de su comunidad expresó estar “muy felices y emocionados por las gestiones realizadas por la municipalidad. También, por todo lo hecho por la directiva anterior, por las autoridades y por los distintos entes que hicieron posible esta sede, porque costó, llevó tiempo, pero ahora está aquí para el beneficio de todos los vecinos y quedó realmente maravillosa”.

En la misma línea, el alcalde Fredy Barrueto destacó el compromiso que existe por fortalecer el funcionamiento de las distintas organizaciones comunitarias presentes en la comuna, dotándolas de más espacios y con la mayor cantidad de comodidades para que puedan cumplir de manera óptima su labor en beneficio de todos los vecinos. “Hemos venido trabajando con los vecinos desde hace un tiempo importante para poder fortalecer todo lo que implica el trabajo comunitario, poder entregarles mayores comodidades y posibilidades de crecer. Tenemos, al menos, dos sedes más a punto de ser entregadas y otras tantas ya postuladas para su financiamiento, lo que nos permite avanzar en el trabajo con nuestros vecinos y vecinas en torno a objetivos comunes”, señaló el jefe comunal.

La moderna infraestructura de más de 160 metros cuadrados de construcción dispone, entre otras cosas, de una amplia sala de reuniones o de uso múltiple, oficina de administración, nuevos servicios higiénicos, cocina totalmente equipada, bodega, confortables espacios iluminados, aislación térmica y acústica, accesos para personas con discapacidad, cierre perimetral y una acogedora terraza de aproximadamente 50 metros cuadrados.

Por admin

Deja una respuesta