Los Hospitales de Laja, Nacimiento y Huépil recibieron – este jueves y viernes – sus respectivas  estrellas de reacreditación en calidad y seguridad del paciente, siendo los primeros de la provincia de Biobío en alcanzar los estándares exigidos para poder cumplir con la cuarta garantía GES; la que además del acceso, oportunidad y protección financiera; también busca asegurar la calidad y seguridad con que se entrega la atención en salud a las personas.

Fue el propio Superintendente de Salud, Patricio Fernández, quien junto al director del Servicio de Salud Biobío, Rodrigo Sierra, entregaron  las placas y galvanos de la reacreditación a cada uno de los directores de los hospitales reacreditados.

Para alcanzar este logro la clave ha sido el esfuerzo y el compromiso de los funcionarios de los hospitales, ya que el proceso de reacreditación involucra una gran cantidad de aspectos de la gestión hospitalaria, por lo que exige el compromiso de todos los trabajadores de cada hospital. Así lo destacó el director de Servicio de Salud Biobío, Rodrigo Sierra, afirmando que, “estamos muy contentos y orgullosos por los funcionarios de los hospitales reacreditados, porque sabemos que han hecho un trabajo muy grande. Hace poco más de tres años estos hospitales acreditaron, realizando una intensa labor para ello. Hoy reacreditan, lo que significó un gran esfuerzo porque   los estándares  de evaluación para la reacreditación aumentan en relación a  la acreditación”.

Asimismo, El director del Servicio de Salud Biobío agregó que “si bien recibir la estrella de la reacreditación es un gran logro, lo más importante es como se va instalando la cultura de la calidad en nuestra red, adoptando una forma de hacer las cosas donde se minimiza la posibilidad de cometer errores y se entrega a los usuarios prestaciones con estándares conocidos y validados internacionalmente”.

Por su parte, el Superintendente de Salud, Patricio Fernández, señaló que “es muy importante haber participado de estas tres reacreditaciones porque es el contacto que tenemos con la comunidad y donde podemos palpar, lo importante y lo que significa para las personas, el  contar con un hospital reacreditado; ello,  gracias al esfuerzo de los equipos de salud, de sus dirigentes y de la sociedad civil organizada.

Según Fernández, “iniciar y culminar el proceso hasta obtener la distinción mencionada es un mensaje de confianza para la comunidad, pues es una apuesta por la credibilidad y el fortalecimiento de la institucionalidad del país”.

Hospital de Laja

El Hospital de Laja fue el primer establecimiento en reacreditarse; ante ello su director, Walter Alvial, señaló que “estamos muy contentos por este logro porque hay un gran trabajo de todo el equipo del hospital. La reacreditación involucra una gran responsabilidad, ya que el hospital se mantiene en un sistema continuo de evaluación, por lo tanto debemos mantener todos nuestros procesos alineados con las exigencias que plantean las características obligatorias y no obligatorias; por eso estamos constantemente revisando nuestros protocolos de atención para llevar su cumplimiento y de esta forma mantener nuestra reacreditación cuando seamos evaluados nuevamente”, afirmó.

Hospital de Nacimiento

Nacimiento fue el segundo hospital de la provincia de Biobío en reacreditar en calidad y seguridad del paciente. Al respecto, y sobre lo que ha significado para el equipo del establecimiento haber logrado la acreditación, la directora del recinto, Patricia Caro, indicó que “el año 2016 nos entregaron la estrella de la acreditación, desde esa fecha no se bajaron los brazos y se inició de inmediato el trabajo para la reacreditación. Este proceso tomó 3 años en que, además de elaborar documentos, se definió como primordial  la seguridad para el usuario en todas las actividades y procedimientos que realiza el equipo, como también  instalar el concepto de mejora continua en todos los procesos. 

Hospital de Huépil

En el marco de la reacreditación la directora del Hospital de Huépil, Erika Mellado, manifestó que ”estamos muy felices, pues el trabajo en equipo fue de máxima relevancia, hablamos de  la organización , disciplina , alto sentido de la responsabilidad y los  liderazgos efectivos , todo  sumado  a la constante difusión , reuniones de trabajo y estrategias varias  para lograr  instalar en el tiempo,   la cultura de calidad y seguridad en el quehacer diario de las atenciones de salud en todos sus ámbitos; en donde  la  participación ha sido transversal , desde  la Dirección del Establecimiento , todos y todas los funcionarios, incluyendo a las empresas externas que trabajan con nosotros”, puntualizó.

SE AGRADECE SU DIFUSIÓN